MÉXICO.-El número de migrantes centroamericanos albergados en el estadio Jesús Martínez Palillo llegó a los cinco mil 500 -su máxima capacidad- según cálculos de las autoridades locales, quienes dijeron que están preparados para mantener el “puente humanitario” en el lugar hasta 15 días.

Según las autoridades locales, en las próximas horas podrían llegar algunos migrantes aislados, pero el grueso de ese grupo, ya está en el albergue.

En conferencia, dijeron que esa población corresponde al éxodo que salió de Honduras el pasado 13 de octubre. Del total, 86% son de esa nacionalidad y el resto son de Guatemala, Nicaragua, El Salvador y algunos de Panamá y hasta de Costa Rica.

La presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, Nashieli Ramírez, y el secretario de gobierno, Guillermo Orozco, dijeron que se mantendrán atentos a las decisiones que tomen los migrantes en su asamblea de esta tarde para saber cuántos días más estarán en el albergue.

Ayer, los organizadores plantearon que podrían ser de 24 a 48 horas, debido a que anunciaron una reunión con el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador para el jueves 8.

Por lo pronto, las autoridades dijeron que tienen planeado continuar con el puente humanitario “al menos durante 15 días más, pero eso no significa que no podamos más. Vamos a esperar a ver qué resuelve”, dijo Ramírez.

Luego, calculó que “el primer flujo de la segunda caravana podría llegar el próximo sábado 10, pero ahorita estamos ocupados en esto. Éste es el mega éxodo. Nosotros no decidimos ni cuándo llegan ni cuándo se van”.
Los funcionarios reiteraron que el problema del éxodo y sus demandas migratorias son un asunto de carácter federal. Al respecto, Orozco destacó que el Instituto Nacional de Migración (INM) no ha dado respuesta al oficio que le envío el gobierno capitalino para pedir atención a las solicitudes de los migrantes.

“No hemos recibido ninguna respuesta, mandamos el oficio por instrucción del jefe de gobierno. Estaremos atentos a lo que nos respondan”, dijo.

Sobre el presupuesto que el gobierno capitalino destina desde el pasado domingo para la instalación y operación del albergue -carpas, luz, colchonetas, servicios de salud, entretenimiento, servicios sociales, entre otros-, el funcionario omitió dar información precisa, al asegurar:

“No queremos especular. Cuando te concentras en ayuda humanitaria no estás pensando en los pesos que te cuesta. Pero vamos a presentar un informe para darle transparencia de lo que pueda costar el apoyo a los migrantes”.

Y es que, para dar un ejemplo, el gobierno local sirve 18 mil raciones de comida -entre desayuno, comida y cena-, aunque las alcaldías son las que apoyen con los primeros alimentos del día.

Los funcionarios explicaron que existen al menos 50 organizaciones sociales que todos los días apoyan la operación de las instalaciones.

Cancelan evento en ciudad deportiva

Y pese al optimismo de las autoridades, ya comenzó a posponerse la realización de eventos programados en la Ciudad Deportiva. Por ejemplo, la Gran Rodada Expo Moto 2018, planeada para el domingo 11, cuyo punto final sería en la explanada del Autódromo Hermanos Rodríguez.

En un comunicado, los organizadores informaron que ésta se pospone “hasta nuevo aviso”, debido a la operación del albergue.

Y para el fin de semana del sábado 17 y domingo 18 está programado el Festival Corona Capital 2018, al que acuden miles de personas cada año. Las autoridades no dejaron claro si está en riesgo de cancelación.

Al respecto, el secretario de gobierno capitalino, Guillermo Orozco, informó que está en coordinación con el Instituto del Deporte del gobierno local (Indeporte) “para que se puedan llevar a cabo las actividades en las instalaciones”.

Ante los incidentes de violencia que se han presentado en el albergue -una pelea y un robo de teléfono celular-, las autoridades insistieron en que son “pocos” en comparación del número de personas que hay y son por la “convivencia entre ellos”.

Orozco insistió: “Hay un ambiente pacífico. Estamos definiendo una vigilancia para establecer orden, pero no policía armada”.

Y es que en el albergue se ha observado que algunas personas deambulan entre los migrantes bajo el efecto del alcohol o de algunas drogas como mariguana.

También ya se observa que entre ellos mismos realizan comercio ambulante con la venta de cigarros y hasta un “puesto” sobre la banqueta en el que venden teléfonos celulares, pilas, protectores y audífonos.

Tacuvos se solidarizan 

Por la tarde, Rubén Albarrán y Emmanuel del Real, integrantes del grupo musical Café Tacvba, acudieron al albergue y convivieron con los migrantes, algunos de los cuales les pidieron fotografías.

De paso, llamaron a los mexicanos a no discriminarlos ni tener actitudes xenófobas hacia ellos; también les deseó que lleguen bien a su destino y enfatizaron en que “no hay ningún ser humano que sea ilegal”.

Rubén dijo: “Cualquiera de nosotros en algún momento puede estar necesitando de comenzar a caminar, dejar atrás su vida, su familia, sus cosas, todas estas personas seguramente han sufrido algún tipo de acoso, de persecución o no encuentran pues la situación adecuada para sostener a su familia y tienen que emigrar, caminar, tienen que arriesgarse”.

Al albergue también acudió un grupo de mariachi que cantó algunas canciones mexicanas para deleite de los integrantes del éxodo.

INFO/PROCESO