EN LA ELECCION DEL 1° DE JULIO, PUEBLA FUE EL ESTADO MÁS VIOLENTO

PUEBLA, MÉXICO.- Puebla fue la entidad más violenta del país durante el proceso electoral y en la que más agresiones se registraron durante la jornada electoral del primero de julio, según informó la consultora Etellekt.

“En Puebla hubo una infinidad de actos violentos, no solo a actores políticos sino también a electores… esto nos habla de que a nivel local tenemos prácticas violentas enraizadas”, señaló el director de la firma Rubén Salazar al presentar el Séptimo Índice de Violencia Política.

El reporte, que hace un recuento de los incidentes ocurridos a lo largo del proceso electoral 2017-2018 y abarca del 8 de septiembre al primero de julio, indica que en Puebla hubo 31 homicidios de personas relacionadas con los comicios, de los que 15 eran precandidatos o candidatos.

Esta última cifra ubica al estado en el tercer lugar nacional con más muertes, después de Oaxaca con 27 y Guerrero con 29.

Registran 31 asesinatos en 10 meses

La consultora reportó que entre septiembre y julio hubo 31 asesinatos de personas relacionadas con el proceso electoral, entre simpatizantes, movilizadores, militantes, autoridades municipales como alcaldes y presidentes auxiliares, precandidatos y candidatos.

Únicamente durante el primero de julio hubo cuatro asesinatos, y el martes siguiente –dos días después– se reportó un caso más, el de Carlos Domínguez Molina, exdirector de seguridad pública de Teziutlán y parte del equipo de trabajo de Carlos Peredo Grau, alcalde electo en ese municipio de la Sierra Nororiental del estado.

Adicionalmente, la firma ubicó 113 agresiones, de las que 28 ocurrieron durante los comicios de hace casi 15 días. Entre estas, destacan las balaceras ocurridas en más de 10 casillas electorales ubicadas en la capital del estado, casi al cierre de las mismas, por lo que en ellas aún había votantes y representantes de las autoridades electorales y de partidos.

El resto de los casos tuvo que ver con atentados en contra de actores políticos, ataques físicos, amenazas y hasta hostigamiento.

A nivel nacional, el reporte registró 153 asesinatos y 774 agresiones, de las que 715 fueron agresiones directas contra actores políticas y el resto hacia sus familiares.

 

Info.e-consulta

Facebook Comments

A %d blogueros les gusta esto: