Mexicanos desarrollan posible vacuna vs. cáncer gástrico

El cáncer de estómago o gástrico está entre los cinco cánceres más frecuentes y mortales en México, pues el 86 por ciento de los pacientes sobreviven menos de dos años.

cancer gastrico 2

Las estimaciones de la OMS indican que para 2020 las muertes por este padecimiento crecerán 20 por ciento, la mayor cifra para el continente americano en ese mismo año.

Entre los principales factores que influyen en este incremento está el estrés, una dieta rica en salazones, ahumados y baja en frutas y verduras frescas, además del tabaquismo.

A principios de 2014, investigadores de la Facultad de Medicina de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP) descubrieron proteínas inmunogénicas presentes en mujeres que padecen cáncer cervicouterino y que sirven para proporcionar un diagnóstico y tratamiento temprano para cáncer gástrico.

En el laboratorio de Inmunología Experimental de esta casa de estudios aún se estudian los antígenos de secreción (proteínas) obtenidos del cultivo de células tumorales gástricas, útiles para el tratamiento y diagnóstico de pacientes con adenocarcinoma gástrico.

cancer gastrico 3

Según los estudios que se han hecho, parte de esas proteínas facilitan la invasión del paciente, y otras son protectoras, protegen al paciente pero pueden ser inhibidas por las mismas proteínas que está produciendo la célula tumoral.

Al momento, se han obtenido 21 antígenos que liberan células tumorales. Las proteínas denominadas CAG-1 y CAG-5 (de cáncer gástrico) son reconocidas por 75 por ciento de los pacientes con adenocarcinoma gástrico, y la CAG-6, por 62.5 por ciento, lo que indica que son propias del tumor; mientras que las proteínas restantes son reconocidas tanto por los llamados pacientes problema (con cáncer gástrico) como por los controles (sanos), lo que revela que se trata de una proteína normal.

A partir de estos descubrimientos, se están desarrollando anticuerpos contra esas proteínas, a fin de verificar si estas proteínas son antígenas de superficie de la célula tumoral, o si fueron liberadas por la célula tumoral durante su cultivo. En otras palabras, estas observaciones dan pauta para generar una vacuna, y aunque ya se solicitó la patente de la investigación, se tienen que pasar múltiples etapas.

Facebook Comments

A %d blogueros les gusta esto: