Un desplome de 2 mil 226.6 millones de pesos registró Puebla en el pago de aportaciones federales durante el primer semestre de 2020 en relación con la cantidad presupuestada por el gobierno de la república.

Este año se calculó transferir a Puebla 21 mil 447.5 millones de pesos entre enero y junio, pero solo se pagaron 19 mil 220.9 millones, lo que implica una baja de 2 mil 226.6 millones que equivalen a un 10.4 por ciento del total.

Conjuntamente con Coahuila, Puebla tiene la cuarta mayor disminución entre las 32 entidades del país, según un análisis del Centro de Estudios de las Finanzas Públicas (CEFP) de la Cámara de Diputados.

Los recursos que el estado perdió duplican a los 1 mil 145 millones de pesos que el gobierno de Miguel Barbosa Huerta destinó a la atención de la pandemia de Covid-19 hasta junio pasado.

Con esa suma, también se pudieron adquirir por lo menos 1 mil 700 ventiladores mecánicos para atender a pacientes graves con coronavirus, valuados en 1.3 millones de pesos, aproximadamente.

Puebla y Coahuila ocupan la cuarta posición con la reducción más acentuada, después de Durango y Morelos que alcanzaron un 11.8 por ciento, así como Nayarit que es la entidad más castigada con una reducción del 12.2 por ciento.

Según el documento presentado por el CEFP, todas las entidades del país tuvieron una reducción en los recursos que les fueron transferidos en relación con las cantidades presupuestadas.

Las aportaciones federales están contenidas en el Ramo 33 y usualmente son recursos etiquetados para obras de infraestructura.

Aumento marginal en Participaciones

No pasa lo mismo con las participaciones federales, debido a que estas crecieron aunque el porcentaje fue mínimo, al alcanzar un 1.1 por ciento.

La federación previó asignar a Puebla 18 mil 418.3 millones de pesos en el primer semestre del año, y la cantidad entregada fue de 18 mil 617.7 millones. La diferencia es de 199.3 millones más.

Colima y Campeche son los estados más favorecidos, pues registraron aumentos del 5.2 y 4.6, respectivamente.

Las Participaciones Federales –consideradas en el Ramo 28 del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF)— son recursos que se entregan a las entidades y sus municipios con el fin de compensarles su aportación a la economía del país y usualmente son ocupadas para cubrir gasto corriente.